ESP – Los empresarios vuelan, pero no a bordo de Alitalia

0
96

El partido de Alitalia aún no ha terminado. Después de numerosos intentos de venta, aplazamientos y discusiones, llegan noticias sobre el lanzamiento de un nuevo préstamo puente. 400 millones. Y una nueva prórroga, el 31 de mayo. “Hemos aprobado un decreto que creo que es una parte importante de la solución para la crisis de nuestro operador de bandera que debería conducir a una reestructuración de la compañía“, dijo el Ministro de Infraestructura De Micheli hace unos días. Los 400 millones servirán para “permitir la transferencia de los complejos comerciales encabezados por Alitalia“, se lee en el decreto. Mientras se alarga la prórroga para esperar otra propuesta de oferta de compra de la compañía. En resumen, un intento ad hoc, otro más, para evitar un final trágico en una Italia marcada ya por la crisis industrial y empresarial, por la crisis del empleo.

Alitalia, ¿cuánto cuesta?

Los 400 millones asignados a Alitalia se suman a los 900 ya otorgados por Gentiloni en 2017, que siguen siendo el foco de atención de la UE por la sospecha de financiación estatal.

En los últimos cuarenta años, los costos de Alitalia han aumentado a alrededor de 10 mil millones. Con las cuentas en mano, el costo pagado literalmente por los ciudadanos es alto y demuestra que la empresa no puede estar sola en el mercado. Dos años y medio de gestión extraordinaria no fueron suficientes para aliviar la situación de Alitalia, que parece que pierde alrededor de un millón de euros al día. Giuseppe Leogrande será ahora el gestor único que intentará un plan para relanzar a Alitalia, un abogado conocido sobre todo como directivo y presidente de Blue Panorama Airlines.

El problema es que ningún gobierno quiere pasar a la historia por hacerlo fracasar“, dijo Mario Seminerio, periodista y comentarista económico, en Le Belve en Radio Capital. Por lo tanto, las posibles implicaciones parecen ser la readmisión al mercado o la nacionalización. Tras el fracaso de la opción FS-Delta-Atlantia, la opción Lufthansa resurgió, dispuesta para una alianza comercial. La compañía alemana ya había iniciado negociaciones en el pasado al presentar un plan con un alto número de despidos.

«La nacionalización de Alitalia puede no ser un evento negativo. El problema es: ¿la política podrá identificar gerentes capaces de liderar la empresa o solo gerentes que estén sometidos por la política?“, dijo el ministro Patuanelli en Radio Capital, aunque muchos se muestran escépticos sobre la hipótesis.

No faltan las hipótesis de división, entre la parte de vuelo y la parte de tierra, y la idea de gestionar el mantenimiento de forma externa a la empresa. Aunque muchos, incluido el gobierno, no están convencidos en desmembrar la compañía. En cualquier caso, un detalle es seguro: la reestructuración es el primer paso a seguir y es el aspecto en el que Leogrande centrará su atención, cuyo plan estará dirigido a reducir costes y hacer que la empresa sea eficiente. Para que sea atractiva para empresarios y socios. Parece que habrá muchos despidos. Los sindicatos están listos para oponerse, después de la huelga del 13 de diciembre.

Industrias y empresarios en crisis es la crisis de todos

No solo Whirlpool e ILVA, por lo tanto, Alitalia también representa una de las muchas historias de suspensión e incertidumbre, el reflejo de la crisis industrial y empresarial de nuestro país, una de las muchas mesas abiertas cuyos trabajadores son los peones.

Uno podría pensar que fue ha faltado una planificación político-económica fundamental para resolver una crisis que involucraba a empresarios. Una visión industrial a largo plazo, por lo tanto, pero también la falta de comprensión de un mercado y la incapacidad de acompañar las realidades industriales existentes. Berlusconi no quería renunciar al espíritu italiano de la compañía proponiendo la privatización. Prodi estaba listo para vender, era el año 2008: han pasado once años desde entonces, el caso Alitalia sigue sin solución y las cuentas continúan sin cuadrarse.

Todavía no está claro cuáles serán las inversiones estratégicas del estado o en qué sectores decidirá enfocarse. Lo que es seguro es que en un escenario económico cada vez más dependiente de EE.UU. y China, las respuestas que se deben dar son urgentes: la falta de respuesta a las crisis industriales corre el riesgo de generar una avalancha en Europa, por lo que imagínense solamente en Italia.

Artículo original escrito por Alba Dalù en https://www.liberopensiero.eu/12/12/2019/attualita/alitalia-crisi-imprenditori-prestito/, traducido por Borja Vázquez para Espalia 24.

https://www.espalia24.eu/index.php/category/economia/

LASCIA UN COMMENTO / DEJA TU COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here